jueves, mayo 26, 2016

HONESTIDAD


La honestidad es una cualidad humana que consiste en comportarse y expresarse con coherencia y sinceridad de acuerdo con los valores de verdad y justicia. Puede entenderse también como el respeto a la verdad en relación con los hechos con las personas y consigo mismo. 
Honestidad significa que no hay contradicciones ni discrepancias entre los pensamientos, palabras o acciones.

La honestidad se practica en todos los aspectos de la vida, como son en la familia, en el trabajo, con las amistades, en el amor, en el matrimonio, etc. Y en nuestra vida diaria siempre hay acciones en donde se demuestra la honestidad y también hay acciones de deshonestidad. De alguna manera las personas, que mienten a alguien, o que ocultan algo, y que lo hacen constantemente pues se les puede llamar deshonestas.   Es difícil valorar la Honestidad y la Deshonestidad porque las personas muchas veces no se muestran como son, y fingen ser algo que no son.  Además, hay acciones de mucho mas importancia que otras.

La honestidad tiene que ver mucho con la verdad, y una persona que miente, es casi igual a decir que es deshonesta.  So aprecia la deshonestidad, por ejemplo: Aquella persona que instala un consultorio de medicina alternativa, en donde los conocimientos no son científicos, no se basan en la verdad, y aun así la persona atiende a enfermos y por medio de diversos tratamientos promete la curación o la mejoría de las enfermedades.  Esto es muy frecuente, y hay médicos que, sin tener bases científicas, “son sanadores, son espirituales, utilizan imanes, utilizan agujas, utilizan algo así como yoga (sin estar preparados) y quieren convencer a los “pacientes” de que sus tratamientos son efectivos, y desafortunadamente la mayoría de las veces logran una confianza que en realidad es una farsa, es una deshonestidad, y además cobran.

Otro claro ejemplo es lo que sucede en el enamoramiento, en donde las dos personas engañan a su pareja, diciéndole cosas falsas y prometiendo también algo difícil o imposible. Sin embargo, mienten constantemente, y ocultan acciones y hechos por que están en un “trabajo” de conquista y se valen de cosas deshonestas para lograr objetivos que tarde o temprano van a aparecer.

En las relaciones de pareja, suceden con frecuencia engaños, y por temor de no hacer enojar a la pareja pues ocultan cosas, y no dicen la verdad.  Es pues el enamoramiento una etapa en donde la honestidad es escasa. Quizá lo hagan para no molestar a la pareja y para dar una falsa imagen, pero después aparecerá la verdad y aparece por sí misma la deshonestidad.

La deshonestidad se aprecia a diario, en trabajadores que prometen la entrega de un servicio para tal día, y resulta que se demora mucho tiempo. También pueden prometer la calidad de una mercancía sin tener bases y por lo general la mercancía no tiene la eficiencia que les dicen a las víctimas.

En algunos momentos la deshonestidad se utiliza por la mayoría de las personas, porque utilizando esta actitud, pueden tener más logros económicos y de todo tipo.  Y se sabe que económicamente muchas personas llegan a tener cierta riqueza, pero teniendo como base la deshonestidad.

Incluso dentro del hogar puede haber deshonestidad al mentir y dar otra imagen a los demás, intentando ganar cariño, y hasta amor. 
El mayor problema para el entendimiento humano es la desconfianza causada por la falta de honestidad. La falta de honestidad hace que las acciones y las palabras no tengan ninguna credibilidad, lo cual dificulta el diálogo, el entendimiento, la colaboración y la convivencia, porque nunca podremos estar cerca de los demás y los demás no querrán estar cerca de nosotros, debido a que la falta de honestidad está asociada a la traición. 

Existe deshonestidad con uno mismo, cuando hay autoengaño y tendencia a engañar a los demás. Sabemos que existen personas que viven constantemente contando historias, presumiendo de viajes, de muchas cosas, llegando a ser verdaderos seres sociópatas, que hacen daño a las personas por hacerles creer que son otro tipo de personas. Esto lo hacen por temor, por inseguridad y por tener una necesidad extrema de reconocimiento, sobre todo cuando se sienten solas y alejadas del afecto de los demás.
Hay deshonestidad en los candidatos a puestos públicos, como las personas que aspiran a ser diputados, senadores etc. Cuando en sus campañas prometen muchas cosas, que por lo general no se cumplen. Engañan a la sociedad diciendo que van a trabajar por los demás, y cuando obtienen los puestos, trabajan mucho, pero para su beneficio tanto económico como social.

Debe haber honestidad en el corazón y también en la mente, de lo contrario habrá autoengaño y tendencia a engañar a los demás.


La honestidad es una virtud adquirida a través de la educación, con el tiempo se convierte en hábito, es decir, en una forma habitual de ser y de actuar. La honestidad se apoya en principios y valores. La falta de honestidad revela carencia de principios y de valores sólidos. Los principios y valores necesitan ser alimentados habitualmente con lectura, reflexión, fe y oración, de lo contrario se debilitan y mueren.

La honestidad exige hacerse cargo de sí mismo, superarse de verdad, ser responsable y capaz, por lo cual, lejos de ser un obstáculo para triunfar en la vida es una garantía de éxito.

Todo lo que sentimos o pensamos produce vibraciones positivas o negativas que se irradian en todas direcciones y producen efecto, comenzando por la persona que las produce. Las vibraciones llevan mensajes que son percibidos por las demás personas. Estos mensajes son percibidos básicamente a nivel subconsciente; pero hay algo en las vibraciones es captado a nivel consciente, lo cual les permite sentir si existe coherencia o no, entre lo que dice la persona y lo que siente y piensa.

La coherencia entre los mensajes y la expresión corporal es indispensable para la credibilidad.

La honestidad es la garantía del matrimonio, de la amistad y del éxito profesional. Nada importante se puede construir sobre la mentira porque tarde o temprano se viene abajo como un castillo de naipes.

Hay mucha gente deshonesta que logra "sobrevivir y triunfar" pero su vida es una farsa. Una de las cosas más tristes de esta vida es no poder ser lo que se aparenta y vivir siempre con la angustia de ser descubierto.


La naturaleza es honesta. Cada planta y cada animal expresa lo que es, sólo el hombre miente y engaña. Tal vez los niños son naturalmente felices porque son naturalmente honestos. 

Combatir la deshonestidad en las demás personas está difícil, pero uno mismo debe luchar por vivir con esta integridad que se necesita, sin máscaras, sin engaños, sin daño a los demás. Así las parejas serán más felices, cuando se vive con honestidad. Las personas con trabajos públicos estarán más satisfechas cuando existe honestidad. 
No se acabará la deshonestidad, pero habrá que ver que las personas deshonestas son más infelices y sufren más, porque se hacen daño así mismas y a las personas involucradas en sus acciones.

MICHAEL MURPHY
Espero sus comentarios.....




viernes, mayo 13, 2016

EL ACOSO SEXUAL Y LA GALANTERIA




Dentro de la sexualidad humana hay diferentes formas de actitudes y pensamientos que tienen como base la atracción sexual.   La atracción sexual biológicamente es necesaria en las especies para la procreación y preservación de las mismas, pero  se manifiesta de diferentes maneras:  legal e ilegal,   favorable y desfavorable,  limpia y sucia,  falsa y verdadera, etc.  La atracción sexual en pocas ocasiones llega a la culminación favorable y adecuada que sería el romance y la formación de familias saludables.

Las aberraciones sexuales  son conductas extremas que se alejan de los propósitos fundamentales de la vida en pareja, y son actitudes enfermizas que nada tienen que ver con lo normal de una relación. 

Tristemente nos enteramos por las noticias a diario de los acosadores sexuales, de los abusos sexuales, de la violencia de las parejas, que se presentan cada vez en los niños y niñas, pero que también existen en los adultos, y muchas veces no se denuncian porque en  la gran mayoría los adultos piensan que son actitudes normales y legales en la vida diaria.

La sexualidad humana es diferente en hombres y mujeres. En los hombres la sexualidad está ligada mas al acoso, a la seducción de la mujer y los propósitos siempre son la satisfacción sexual principalmente, aunque hay otros  muy frecuentes como sentirse superiores,  dominadores,  controladores,  amos y señores de la situaciones  con las mujeres en los diversos ambientes, ya sea laborales, educativos, de instrucción, sociales etc.   En las mujeres la sexualidad inicialmente no es la satisfacción sexual, sino que buscan amistad primero, pero mas tarde necesitan de la satisfacción sexual, para sentirse amadas, protegidas y acompañadas.

El acoso sexual de los hombres hacia las mujeres es muy frecuente cuando en el ambiente en el que están hay jerarquías, y se observa acoso entre el jefe y la secretaria,  entre el maestro y la alumna,,, entre el instructor de Yoga y la alumna, muy frecuente entre el supuesto guía espiritual (charlatán) y la alumna impresionada, entre el instructor de pilates y la alumna, etc.

El acoso sexual por definición es:

"la manifestación de una serie de conductas compulsivas de solicitud de favores sexuales dirigidas a una persona en contra de su consentimiento. Esta acción puede perjudicar a personas de ambos sexos. Los principales acosadores son hombres que ejercen este tipo de comportamiento en ambientes laborales, académicos, estudiantiles e incluso familiares. En muchos países está considerado un acto delictivo, que es sancionado en función de su gravedad y que puede llevar incluso a la privación de libertad del acosador".
El acoso sexual constituye una serie de agresiones, que pueden ir desde molestias hasta serios abusos, y que tienen la finalidad de intentar desencadenar una actividad sexual. Suele tener lugar en el puesto de trabajo, donde la confianza mutua es admitida inicialmente como base contractual para la relación laboral de subordinación, o en otros ambientes donde la voluntad de expresar un rechazo puede verse condicionada por la posibilidad de sufrir reprimendas.·       Mientras que la víctima no se sienta acosada, no se debe considerar el comportamiento del acosador de manera ilegal.
  • El acosador puede ser totalmente inconsciente de que su comportamiento es ofensivo o es una forma de acoso sexual; también puede no saber que sus actos podrían ser ilegales.

Fuente:    wikipedia


Siempre, el acoso sexual se inicia con amabilidad, por que de otra manera podría ser una violación cuando el abordaje es brusco y directo. El acoso se inicia con demostraciones de supuesto cariño, manifestaciones de distinción que se hace a la víctima entre el grupo, y el acosador quiere llamar la atención demostrando que es de fiar, que es bueno, bondadoso, y que tiene cierto interés en la víctima. El acosador trata diferente a la víctima, le dá un lugar “especial” para que la víctima se sienta atraída, y llegue a tener la confianza que se requiere, para continuar con su estrategia sexual.   El acosador inicialmente no demuestra nada de interés sexual,, pero posteriormente manifestará actitudes tanto de posesividad, control y sexuales. De cualquier manera el acosador necesita  sentirse superior, sentirse dominador, sentirse galán, y quiere que la víctima lo vea con admiración. El acosador tiene necesidad de reconocimiento extremo, necesita ser admirado y esto es casi siempre la causa de sus actitudes.  Generalmente los acosadores tienen problemas de autoestima en forma importante, y han sido rechazados, abandonados, y no han tenido una sociabilidad adecuada.

Así, los acosadores atrapan a sus víctimas, ganándose la confianza primero. 
La víctima piensa que es una amistad solamente, sin embargo es conocido que la amistad entre hombre y mujer siempre tiene una base de atracción sexual.

En pocas palabras, el acosador puede empezar con un llamado Coqueteo ó flirting, que es:

La insinuación sexual, romántica o forma de llamar la atención de una persona a otra; indica que se tiene un interés de amistad, juego o interés sexual. La coquetería es un tipo de práctica seductiva que se apega al código de etiqueta social, Tradicionalmente el coqueteo se manifestaba únicamente en las mujeres, aunque el término se usa actualmente en forma más genérica tanto para mujeres como para hombres. En cuanto a los varones, se suele hablar de la galantería o de la caballerosidad.
Se puede decir que es una forma de llamar la atención de la otra persona, siendo una respuesta a la búsqueda de interacción humana. La coquetería pretende reflejar el interés de El coqueteo puede consistir en gestos estilizados, lenguaje, lenguaje corporal, posturas, y algunos signos fisiológicos. Entre éstos, por lo menos en sociedad occidental, están:·       Contacto visual, contacto visual prolongado, guiños y pestañeos.
·       Manifestaciones inconscientes de seducción o proteans (Ej.: cuando una mujer se toca inconcientemente el cabello al conocer a un hombre o frotar la sección alargada de una copa de vidrio)
·       Exhibir los muslos, cruzar lentamente la pierna o balancear el zapato mientras se mantienen las piernas cruzadas.
·       Balancear las caderas o poner las manos sobre ellas
·       Sonrisas sugestivas.
·       Adulación moderada, cumplidos o elogios (resaltando la belleza o atracción sexual).
·       Footsie, acariciar secretamente la pierna de otra persona con el pie. Masajes a sus pies de mujeres en secretamente.
·       Mostrar una actitud modesta, fingir timidez; ternura.
·       Utilización de prendas o estilos de la moda en un intento de atraer la atención de una persona
·       Establecer conversaciones.
·       Recurrir al humor, contar chistes o hacer bromas.
·       Gentileza, cortesía o galanura.
·       Risa o sonrisa suprimida.
·       Imitación del comportamiento de otra persona
·       Contacto físico ocasional.
·       Canto.
·       Envío de notas, poemas o regalos.
Fuente:  Wikipedia


El coqueteo lo pueden realizar hombres y mujeres.   Sin embargo, el coqueteo de los hombres o también llamado  GALANTERIA,,, lo utilizan los acosadores como inicio de sus propósitos eminentemente sexuales.

Un acto de acoso sexual, se acompaña de incomodidad de la víctima,  esa es la característica. Una de las partes no está de acuerdo con las insinuaciones.
La Galantería del hombre, cuando es aceptada por la mujer, ya no se considera acoso sexual, sino mas bien  GALANTERIA DE LOS DOS.

Y es precisamente difícil de delimitar bien cuando es acoso y cuando es galantería. Los autores han determinado que en el acoso sexual siempre la víctima está incómoda.

La galantería permitida de la mujer, se convierte en actitud de galanteria bilateral y es cuando el interés por la sexualidad se hace evidente, interviene ya la atracción sexual, y los propósitos de las satisfacciones para los dos.

La pregunta aquí es, entonces, dónde termina la seducción y dónde empieza el acoso, pues lo que para unos es simple coqueteo, para otros puede implicar abuso y agresión. Pero los términos no están bien claros, y siempre hay implicaciones sexuales tanto en la amistad, la seducción el acoso y la galantería. 

El acosador se muestra demasiado amable, hasta cariñoso, quiere ganarse el título de “amigo” y generalmente lo logra. Llega a mostrar mayor interés hasta que demuestra su deseo sexual hasta llegar a las relaciones íntimas.   Cuando la mujer acepta el juego inicial, acepta las caricias, acepta los besos prolongados en la mejilla, los abrazos, los piropos,  entonces es galantería de los dos, y entran en un juego en donde los dos se sienten bien, hasta con cierto engaño de que son amigos, pero ya con un tinte de atracción sexual. La mujer es siempre la mas engañada, porque los propósitos del hombre son más definidos y claros, no quiere el hombre un compromiso, solo quiere satisfacciones sexuales, y su amistad supuesta la logra fingir en la mujer, que se siente bien porque tiene una amistad y alguien quien le proporciona caricias. Las mujeres buscan mucho la amistad, por esta razón aceptan al acosador, reconocen al acosador como “amigo”, Si la mujer acepta esta supuesta amistad, terminarán en tener satisfacciones sexuales en forma bilateral y de acuerdo.

Hay hombres acosadores, mujeres vulnerables, como parte de la sexualidad humana. Habrá que reconocer más estas intenciones, para disminuir las violaciones, los abusos sexuales. La educación sexual es pobre en la mayoría de las personas. Y debido a esto, las coqueterías, las galanterías, los acosos y las amistades entre hombre y mujer  por lo general terminan en frustraciones, desengaños, y errores en la vida de todos.

Es un tema amplio, difícil y controvertido, se trató de definir bien el problema del acoso y la galantería para no crear confusiones y entender bien estos problemas comunes en nuestra sociedad. 


MICHAEL MURPHY

viernes, marzo 25, 2016

MEJORAR COMO PERSONAS


Hay personas exitosas profesionalmente o económicamente que sin embargo no irradian  esa tranquilidad que otras personas tienen, esa satisfacción por la vida, y esa paz que otorga la espiritualidad.

Hay personas que sin importar condición económica o clase social, irradian luz interior; escuchan a la gente y nos  hacen sentir divertidos y valorados. Su risa es melodiosa; están llenos de gratitud y no se la pasan pensando en sí mismos.

¿ Como se logra una generosidad de espíritu y esa profundidad de carácter?

Ese tipo de bondad, indica un mejor equilibrio en sus vidas.

En la vida profesional y laboral muchas personas tienen virtudes y habilidades, y son exitosas, en ese ámbito. Pero hay otras características de las personas que reflejan su estado del alma, de su espiritualidad,  que tienen virtudes como la amabilidad, la valentía, la honestidad, la lealtad,  manifiestan un amor profundo hacia ellos, y hacia las personas que los rodean.

Se le da mucha más importancia a las satisfacciones laborales que a las maneras como se mejora nuestro carácter interno.

Se puede vivir solamente sin hacer daño a los demás, pero con indiferencia y sin tener un significado profundo de la vida.  Hay algo más que podríamos hacer, para ser mejores personas en lo moral, ético y espiritual.

Hay personas en verdad profundamente buenas, y esa actitud la forman en el transcurso de su vida, no se nace con estos valores éticos y espirituales.

Las características de las personas profundamente buenas y espirituales son las siguientes:

1) Actitud modesta:  El egoísmo predomina en todas las personas siempre pensando en el bienestar propio, pensando en los beneficios materiales principalmente.

Es de gran valor identificar este egoísmo, saber que tenemos una gran necesidad de aprobación, y que somos insensibles hacia los demás y es necesario practicar una profunda modestia, con una conciencia de dar algo a los demás.

2) Autoderrota:  Nosotros mismos debemos aceptar nuestras debilidades, y enfrentarlas. Debemos conocer nuestros defectos, como es el mal genio, o la agresividad, para poder combatirlos. A lo largo de nuestra vida cotidiana debemos autoenfrentarnos a nuestro temperamento débil y ser más fuertes en las debilidades.

3) Dependencia:  Nosotros no somos totalmente autónomos. Desarrollamos conocimientos y habilidades teniendo metas hacia el éxito personal, e incluso podemos tener mucha fuerza de voluntad interna, pero entendamos que ninguna persona puede lograr el autodominio por si sola.

Para poder combatir y derrotar el egoísmo, el orgullo y el autoengaño, no solo se requiere de voluntad, razón, y compasión personal; todos necesitamos a los demás.

Tenemos conexiones que nos ayudan y sobre todo en momentos difíciles, y nos son útiles para hacer el bien.

Estamos sujetos a emociones, amores, acciones que no se realizan aisladamente, tenemos que relacionarnos con muchas personas.

4) El amor: ejemplificado ampliamente por el amor de una madre hacia su bebé recién nacido. Así se aprecia que este tipo de amor elimina el egoísmo del ser. Con el amor se siente una necesidad de alabar, de adorar. Es un amor electrizante, nos llena de energía, y placer cuando sabemos que servimos a  quienes amamos. Teniendo un amor intenso, se realizan acciones felizmente y se libran obstáculos, para hacer el bien, para sentir la bondad. Con el amor se vence el egoismo natural que todos sentimos.

5) Compromiso en el trabajo: Todos conseguimos un trabajo por diversas razones, como el dinero, el estatus o la seguridad. Además de esas razones, nuestro trabajo debemos hacerlo con un gran compromiso viviendo a la altura de las normas de excelencia del oficio.

Nuestro trabajo debe realizarse con la intensidad suficiente para que sea excelente, y siempre tratar de mejorarlo, aunque con el trabajo se cumpla ya con lo económico.  Dar más en el trabajo, y sentir el compromiso que tenemos por hacerlo mejor cada día.

6) Aceptación: Se menciona con frecuencia que hay un camino hacia la luz interior. Es un encuentro con uno mismo, respondiendo a la pregunta: ¿Qué quiere la vida de mi? ¿Cómo puedo hacer que mi talento ayude a aliviar las profundas necesidades del mundo?

Se pueden sentir momentos de dolor, de sufrimiento, y en ocasiones saber de la derrota, pero hay que mantenerse en el camino. No se puede vivir siempre para ser felices. La vida puede ser un drama ético y solo sentirse satisfecho cuando está uno inmerso en la lucha por algún ideal.  Se deben reconocer las limitaciones, y estar listo para vencer las adversidades, y también para recibir y brindar ayuda.

Siempre hay algo más que lograr. Al experimentar desequilibrio, habrá que ajustar, mejorar y sentir alegría por saber elegir las ideas, la gente. Saber que siempre hay mucho por hacer.  Estos desajustes nos hacen ser mejores de lo que antes éramos. No siempre ser mejores que los demás.

Aceptar el hecho de que la vida nos ha tratado mucho mejor de lo que merecemos.

Siempre hay maneras de mejorar como personas.


Michael Murphy


jueves, marzo 24, 2016

EDUCANDO A LOS ADOLESCENTES



Todos sabemos que la educación en la etapa de la adolescencia es difícil, tanto en hombres como en mujeres, ya que aparecen conflictos que en la niñez no se presentaban, entre ellos mismos, con sus padres, con sus familiares, e incluso fuera de casa.

 Se han reconocido varios estilos que adoptan los adolescentes cuando hay algún pleito: atacar, retirarse, obedecer o solucionar el problema.

Lo mejor es desde luego que la discusión termine en la resolución del problema, pero generalmente aumentan la pelea, (atacan) o abandonan el campo de batalla, sin haber un arreglo.  Cuando no se llega a la solución del problema, el adolescente permanece con un estado de ánimo muy alterado y que le puede ocasionar depresión, ansiedad y hasta puede planear una acción mala (delinquir). Cuando esto se repite constantemente, las repercusiones se aprecian después en su vida amorosa y con sus amistades.

En cambio si hay resolución de los pleitos, principalmente con sus padres, tienden a gozar de una salud psicológica más sólida y relaciones felices dondequiera que vayan, situaciones que todos los padres quisieran que sucediera.

Estos dos estilos de comportamiento hacen que los conflictos sean en lugar de ser dañinos sean constructivos entre padres y adolescentes. Los adolescentes que se distinguen son aquellos que cuando hay peleas ellos consideran los argumentos de ambos bandos, y los conflictos destructivos son cuando no lo hacen.

En la adolescencia adquieren un mayor desarrollo en el pensamiento abstracto y si son BIEN dirigidos pueden considerar las situaciones desde los puntos de vista agresor/receptor, (empatía). Los padres pueden sacar provecho de esta capacidad en el pensamiento de los adolescentes.

Mucho depende de la forma como los padres discuten, por ejemplo si se muestran muy impositivos sin dar lugar a la reflexión del adolescente, no habrá mayor comunicación, y el enojo sobresaldrá. Los padres pueden ante una situación de controversia empezar diciendo:  ¿Podrías explicarme porque razón piensas así?  Para dar lugar a una conversación más profunda y alargada.

Hay conflictos muy fuertes, y si no se resuelven favorablemente cada vez pueden aumentar, pero es precisamente en los conflictos menores, comunes y corrientes cuando los padres y adolescentes deben darse la oportunidad de un mejor entendimiento entre sí mismos y los demás, para desarrollar esa habilidad de llegar a la resolución, y esto les durará toda la vida.

No se desea que haya pleitos entre padres y adolescentes, pero es casi seguro que siempre los habrá, pero habrá que verlos como algo favorable y no como un obstáculo, para que en lugar de criar adolescentes frustrados, deprimidos y con ansiedad, se eduquen personas capaces de dialogar y resolver las discordias.


Michael Murphy

lunes, marzo 21, 2016

CONVIVENCIA Y APOYO FAMILIAR

En las familias que derivan de troncos comunes como abuelos, tíos, primos etc., con frecuencia hay reuniones en fiestas, celebraciones o simplemente reuniones periódicas, en donde hay pláticas, juegos, se preparan alimentos  etc. conociendo esto como convivencias familiares.


En estas reuniones hay varias familias, hay "jefes de familia" que generalmente son  los padres que trabajan, que son los proveedores de los hogares ya sea profesionistas, empleados, comerciantes, y las madres que también pueden ser profesionistas o también proveedoras económicamente. Además claro están los hijos escolares, preparatorianos, universitarios etc.

Sucede que dentro de las familias hay alguien que prospera más en alguna actividad y que supera la posición económica de los demás incluso de sus padres y de sus hermanos y también hay alguien que supera por ejemplo en los deportes, que gana trofeos, diplomas y en los hijos hay algunos que ganan becas y consiguen ingresar a universidades de prestigio. 

Las conversaciones son variadas y pueden ser prolongadas, por que se comentan los logros, los bienes o nuevas adquisiciones, los negocios, la escuela etc. Y hay también además de los que obtienen logros quien no los tiene y también quien incluso tiene fracasos.  Esto ocasiona en estos integrantes sensaciones de vergüenza y de pena y también incluso pueden sentir una presión emocional muy fuerte, de tal manera que incluso antes de llegar a la reunión se puede preguntar: ¿Qué les digo?, ¿Qué comentaré si no tengo nada que presumir?

En estas reuniones y en muchas actividades humanas cuando existe una verdadera unión nunca falta quien ANIME y quien APOYE sin ofender a los demás, pero también nunca falta quien JUZGUE Y AGOBIE con sus comentarios.

Aún así se puede disfrutar la convivencia con juegos de cartas, excursiones, comidas, pero por lo general llega un momento incómodo cuando aparece la noticia de que alguien reprobó por ejemplo, o que alguien abandono una actividad o que hay algún mal comportamiento. La convivencia se puede ver afectada por alguna discusión o controversia. Los pleitos en los juegos de los niños también pueden repercutir en el orden de los adultos.

Las conversaciones pueden tomar un giro inconveniente y alguien puede decir palabras como: "Mi sobrina tiene que esforzarse más en la escuela, así como va no va a llegar a ser nadie" por ejemplo, y se vuelve entonces un campo de batalla y todos se cuidan de no decir cosas que despierten estos comentarios.

Hay mucha complejidad y variedad en estas convivencias y los asuntos tienen desde mínima importancia hasta temas de gran interés como comentarios de política, de ciencia etc. No faltan los deportes, el cine, el teatro y otras diversiones. Alguien se mostrará feliz por los triunfos y tomará actitud de melancólico y callado.

Las reuniones familiares pueden ser constructivas cuando se reflexiona sobre lo comentado y cuando el matiz de la convivencia es EL APOYO. Pero pueden llegar a ser destructivas cuando lo que predomina es el JUZGAR Y CRITICAR no muy sanamente.

Podríamos mejorar mucho como humanos dentro de las familias si en estas convivencias todos manejamos el VERDADERO APOYO FAMILIAR.


Michael Murphy